QUIÉNES SOMOS

Bnei Darom

QUIENES SOMOS

Bnei Darom

La inmigración para Israel con origen de América Latina representa un flujo continuo prácticamente desde la fundación del Estado, en 1948. Desde el final de la década de 1990 y hasta los días de hoy, ese movimiento sufrió picos que coincidieron con las crisis económicas que afectaron la región. En 2015, el número oficial de brasileros que se mudaron para Israel, por ejemplo, batió un record histórico: 486 inmigrantes.

Los datos acumulados muestran que de 1919 hasta 2015, casi 110.000 latinoamericanos se mudaron para Israel.

Por otro lado, los números que reflejan la salida de inmigrantes de Israel llaman la atención: de acuerdo con los datos de la Central de Estadística de Israel, entre 1996 y 2009 llegaron a Israel 28.384 nuevos inmigrantes provenientes de América Latina. En este mismo periodo, dejaron el país cerca de 12.700 latinoamericanos. Ósea, la entrada líquida fue de apenas 15.684 personas, equivalente a 55% del total de inmigrantes en el período.

Además de eso, un estudio también producido por el Escritorio Central de Estatística3 con base en los años de 1996 a 2009, muestra que a cada año, de todos los inmigrantes que dejan el país, cerca de 76% son nuevos inmigrantes, contra 24% de inmigrantes veteranos.

Estos dados nos llevan a creer que el inicio del proceso de inmigración es un momento crucial para que la absorción de un inmigrante tenga éxito a largo plazo. Por lo tanto, es importante entender cuáles son los principales factores que afectan la adaptación en esta fase.

De acuerdo con un estudio elaborado por el Ministerio de Inmigración absorcion4, en las áreas en las cuales los olim latinoamericanos enfrentan más obstáculos es la lengua (70% pasaron por dificultades) y la entrada al mercado laboral (62% pasaron por dificultades).

Es verdad que las dificultades en el idioma tienen impacto en todas las demás áreas, y afectan directamente la vida social y cultural del inmigrante. A pesar de que el 82% se declaran satisfechos con su absorción y 69% sintieron que Israel es su casa, la satisfacción con la vida social y cultural es mediana (40%).

En la misma dirección, una encuesta de Ruppin Academic Center5 trae una información muy interesante: de entre los olim de todos los países que llegaron a Israel entre 2002 e 2010, apenas 12,6% dicen que la mayoría de sus amigos son israelís nativos. Eso significa que para 87,4% de los nuevos inmigrantes, su círculo de amigos está compuesto en su mayoría por otros inmigrantes (69,5% inmigrantes de su país de origen e 17,8% inmigrantes de otros países). Esas proporciones se suavizan levemente en caso de inmigrantes veteranos.

Dentro de este escenario, nació Bnei Darom, un conjunto de iniciativas destinadas a aumentar la tasa de éxito del proceso de inmigración de latinoamericanos, a través del estímulo a la aliá y el desarrollo de ambientes de absorción e integración en Israel.

El ámbito de las actividades incluye:

Elaboración de material didáctico para instituciones educativas en América Latina

Publicación de artículos dirigidos para hasbará (esfuerzos de relaciones públicas para contrabalancear posturas tendenciosas de la prensa internacional en relación a Israel) en blog exclusivo

Organización y apoyo en la estructuración de comunidades de latinoamericanos en varias ciudades de Israel

Gestión de apoyo a programas de intercambio para jóvenes en busca de crecimiento espiritual en Israel

You are donating to :

How much would you like to donate?
$10 $20 $30
Would you like to make regular donations? I would like to make donation(s)
How many times would you like this to recur? (including this payment) *
Name *
Last Name *
Email *
Phone
Address
Additional Note
Loading...